Copa Asiática 2019: Arabia Saudita busca volver a los primeros planos

Copa

El equipo dirigido por el argentino Juan Antonio Pizzi intentará ser protagonista en el torneo continental, que conquistó en tres ocasiones. En el Grupo E, pondrá a prueba al próximo anfitrión del Mundial, Qatar, a Corea del Norte y a Líbano.

ARABIA SAUDITA: DE LA MANO DE PIZZI, A RECUPERAR LA GLORIA PERDIDA

La salida temprana de Arabia Saudita del Mundial 2018 no fue una gran sorpresa dado su reciente pedigrí en el escenario mundial, pero en la Copa Asiática sus fanáticos tienen razones para esperar algo mucho mejor.

Los Halcones Verdes fueron una vez una fuerza dominante en el fútbol asiático y llegaron a la final en seis de siete torneos desde 1984 hasta 2007, ganando el título continental tres veces, incluyendo triunfos consecutivos en 1984 y 1988.

Sin embargo, los días en los que eran una de las principales potencias de la región ahora se están desvaneciendo, y en las dos últimas ediciones del torneo no han podido cruzar la fase de grupos.

Juan Antonio Pizzi los lideró en Rusia y, a pesar de una paliza de 5-0 a manos de los anfitriones en su primer partido, el argentino mantuvo su trabajo después de que su equipo se recuperó para vencer a Egipto en su último partido.

Los sauditas han jugado cinco amistosos desde entonces, perdiendo 2-0 ante Brasil en Riad, pero por lo demás permanecieron invictos con su única victoria contra los vecinos del sur de Yemen.

Hay al menos un par de presagios que apuntan al éxito de Arabia Saudita en el torneo en Emiratos Árabes Unidos.

El tercer y último título de Arabia Saudita se produjo en 1996, cuando Emiratos Árabes Unidos organizó por última vez el torneo y, ciertamente, las condiciones cálidas y húmedas esperadas son similares a las que está acostumbrado a tener en casa.

Además, su única victoria en la Copa Asiática en seis partidos desde que perdieron la final de 2007 ante Irak fue el 4-1 ante Corea del Norte en Melbourne en 2015.

Eso debería darles una gran confianza cuando enfrenten a los norcoreanos en su primer partido en el Grupo E el 8 de enero, antes de pasar a enfrentar a Líbano y Qatar.

El experimentado defensor central Hawsawi ayudará a proporcionar los cimientos, pero el énfasis estará en el ataque rápido con los aleros Yahya Al Shehri y Fahad Al Muwallad que se espera que brinden las oportunidades en el frente.

Salman Al Faraj manejó silenciosamente el centro del campo de Arabia Saudita en Rusia y es probable que sea clave para los planes de Pizzi si el jugador de 29 años puede recuperarse de una lesión en el muslo que ha restringido su entrenamiento.

Pizzi tiene confianza en sacar a los sauditas de la fase de grupos por primera vez en más de una década, dada la debilidad relativa de la ampliación a 24 equipos en esta edición de la Copa Asiática.

QATAR: A LA CAZA DE UNA INYECCIÓN ANÍMICA DE CARA AL MUNDIAL 2022

Un Qatar en forma esperará utilizar la décima Copa Asiática en los cercanos Emiratos Árabes Unidos como plataforma para una exitosa primera campaña rumbo al Mundial 2022, del que será anfitrión.

El certamen continental será una competencia clave de Qatar antes de la próxima Copa del Mundo –también jugará la Copa América este año y está a la espera de saber si se disputa la Copa Confederaciones en 2021- y el pequeño y rico estado árabe buscará mejorar sus apariciones en los cuartos de final de las ediciones de 2000 y 2011.

Compuesto principalmente por jugadores de los semifinalistas de la Liga de Campeones de la AFC 2018, Al Sadd y Al Duhail, los ‘Maroons’ se han agrupado junto al Líbano y Arabia Saudita en el Grupo E, con solo Corea del Norte por debajo de ellos en el ranking de la FIFA.

Sin embargo, los hombres de Félix Sánchez están confiados en avanzar en el torneo, después de haber sido impulsados ​​por dos impresionantes presentaciones en amistosos internacionales el mes pasado.

Qatar logró uno de los resultados más importantes de su historia cuando derrotó 1-0 a Suiza y, cinco días después, se recuperó para rescatar un empate 2-2 contra Islandia.

La defensa de Qatar se verá impulsada por la presencia de Abdelkarim Hassan, quien fue nombrado Jugador Asiático del Año 2018 de la AFC luego de que el lateral izquierdo jugara un papel fundamental en la carrera de Al Sadd a las semifinales de la Liga de Campeones de Asia esta temporada.

Sin embargo, es probable que el compañero de equipo del club de Hassan, Akram Afif, sea la cara más reconocible en el equipo después de su gran año.

A pesar de tener solo 22 años, Afif ya jugó en Bélgica y España, y anotó el gol de la victoria contra Suiza. El mediocampista de Qatar, que opera principalmente detrás del ataque, buscará consolidar su estatus como uno de los mejores talentos de Asia durante su primera Copa Asiática.

Qatar también ganó otros dos partidos de preparación más recientes contra Jordania y Kirguistán, y sufrió dos caídas ajustadas ante Argelia e Irán.

LÍBANO: POR LA SORPRESA EN SU REGRESO

Líbano vuelve a la Copa Asiática tras su única participación en 2000, cuando fue anfitrión del torneo. Es decir que la nación del oeste de Asia jugará el torneo por primera vez como clasificado a través de las eliminatorias.

Los libaneses enfrentan un gran desafío para avanzar a la siguiente fase pero han logrado resultados sorpresivos antes, derrotando, por ejemplo, a Corea del Sur en la clasificación asiática para la Copa del Mundo 2014.

COREA DEL NORTE: UN EQUIPO IMPREDECIBLE Y SIEMPRE PELIGROSO

Corea del Norte se clasificó para la Copa Asiático con Jorn Andersen como entrenador, pero el exdelantero de Noruega dejó su cargo debido a las dificultades provocadas por las sanciones impuestas al estado.

El europeo ha sido reemplazado por Kim Yong-jun, quien fue miembro del seleccionado norcoreano que disputó el Mundial 2010.

Kim lidera un escuadrón con jugadores de la liga nacional, más algunos con presencia en el extranjero, como el joven Han Kwang-song, del Perugia de Italia, y varios nacidos en Japón, que le dan al equipo una sensación de equipo peligroso e impredecible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *